La seducción del color Bondi Blue
1467
single,single-post,postid-1467,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-7.7,wpb-js-composer js-comp-ver-4.4.3,vc_responsive
surf bondi

17 sep El color Bondi Blue: nacer para seducir

5 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 5 5 Flares ×

El efecto del color en las decisiones de compra

Los últimos estudios de neuromarketing afirman que el 93% de las decisiones de compra se toman a través del color. El componente visual, por lo tanto, es el factor que prevalece sobre los demás: sonido, olor, texturas, etc. Por otra parte el color favorece el reconocimiento de marca y se asocia a sensaciones psicológicas. De ahí su importancia en el marketing, en la creación de una marca y sus diferentes soportes como el packaging, la presentación y la comunicación gráfica.

El 93% de las decisiones de compra se toman a través del color

Poco podía imaginar la industria de los ordenadores de sobremesa la revolución que supuso el nacimiento del Apple Bondi Blue.

 

El nacimiento del Bondi Blue

En 1998 Apple lanzó el iMac. Steve Jobs había vuelto a Apple para tomar las riendas de la compañía, que se encontraba en una grave crisis financiera. La salvación fue el lanzamiento de un nuevo producto innovador y fuera de lo común. Era una computadora totalmente irreconocible y diferente de todos los equipos que había en el mercado, no había ningún PC parecido en el mundo. Casi todos los ordenadores contaban con una caja de la CPU externa y un monitor independiente. El iMac se presentaba en un formato “todo en uno”, integrado, no tenía unidad de disquete, tenía un extraño puerto llamado USB, una pantalla ultra luminosa, no era cuadrado, tenía forma de huevo!!!! Pero lo más llamativo de todo era su color: no era beige ni gris como cualquier PC del mundo, no. Tenía un color con personalidad: no era azul marino, ni azul cielo, ni azul bebé… era el Bondi Blue.

El nombre se tomó de la playa de Bondi, al este de Sydney, muy popular entre los surfistas. Fue la inspiración. El iMac replicaba el color del océano australiano.

bondi blue

 

 

La seducción del color

Todos los fabricantes de PC en aquel entonces veían sus productos como meras herramientas industriales. Importaba la velocidad, la capacidad del disco duro… pero nadie había le había dado por pensar en la estética y el color. Sin embargo, los usuarios, los consumidores se vieron atraídos por ese poderoso azul océano. ¿Cómo no dejarse atrapar por su aspecto? ¿cómo no dejarse llevar por la seducción que ejercía el Bondi Blue?

Un año después aparecieron en el mercado otros cinco colores de inspiración brutal. Pese al escepticismo del sector, las ventas confirmaron lo acertado de la decisión.

En el año 1999 compré mi primer ordenador. Fue un iMac color mora. 😉

colores imac

Matherea. Global Brand.

Imagen vía Flickr de Muscapix.



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR